El cambio profesional, ¿Cuáles son sus claves?

Texto por Gisela Vicent.

El síndrome del estancamiento laboral existe y se hace cada vez más latente en cualquier ámbito empresarial, afectando a todos los rangos de edades.
La comodidad y el miedo a afrontar nuevos cambios y retos nos impide exprimir al 100% nuestras aptitudes y habilidades. Dejamos de exigirnos profesionalmente y demostramos falta de interés en progresar dentro de nuestra propia empresa. Otros en cambio, desean una situación mejor pero no se atreven a dar el paso por temor a que lo que consiga sea algo peor o bien por miedo a equivocarse.

Pero… ¿Qué se puede hacer para afrontar esta situación?
Reconocer dicho estado, será el primer paso para llevar a cabo las siguientes estrategias:

1. INDENTIFICAR EL FOCO DE DESGASTE: ¿Es tu jefe el que te hace sentir desmotivado?, o en cambio, ¿Es el tener un salario bajo lo que te provoca dicha situación? ¿No se delegan en ti las responsabilidades que te gustaría? Una vez respondida la pregunta, busca una solución, la comunicación y el solicitar la ayuda necesaria serán clave para la resolución del problema.

2. DEFINIR UNA TRAYECTORIA PROFESIONAL: ¿Cuál es mi estado actual? ¿A dónde quiero llegar? ¿Qué voy a hacer para conseguirlo?, son las preguntas clave para definir las acciones que se llevarán a cabo. Jamás debemos dejar de tener curiosidades e inquietudes; las personas debemos seguir formándonos y actualizándonos, porque es imprescindible para adaptarse a la transformación, no solo digital, que constantemente experimenta nuestro entorno.

 

 

 

 

3. TRAZAR OBJETIVOS CONCRETOS: La motivación se experimenta a base de objetivos, de marcarlos y alcanzarlos. Conseguir un logro genera una sensación muy positiva, que nos renueva por dentro y nos invita a seguir mejorando. Así que, si tú jefe no te los plantea, se tú mismo quién lo haga. Incluso puedes llevar a cabo planteamientos de nuevos proyectos.

4. SALIR DE LA ZONA DE CONFORT:  Quedarse en el lugar en el que se está anclado, no permite el desarrollo personal. Así que, por favor, si algo no te gusta CÁMBIALO. Aunque esta zona pueda parecer agradable, no es suficientemente estimulante y a la larga puede hacerte sentir vacío e incluso hacerte caer en la apatía.

Si te da miedo abandonar el pasado para luchar por lo que siempre has soñado, no seas tan duro contigo mismo y sal de ahí. ¡Vuélvete a ilusionar!, este nuevo cambio va a tener efectos positivos en tus creencias de autoeficacia (o autoconfianza) ya que ponerte a prueba te hará ver con tus propios ojos que dominas ciertas habilidades que te van a permitir salir airoso de situaciones que en principio parecían complicadas, y además te hará ser más creativo al asumir nuevos riesgos.
En definitiva, te hará más fuerte como persona, disfrutarás del aprendizaje y con el tiempo, podrás mirar atrás y sentirte orgulloso de ti mismo.

Desde Growara te animamos a cambiar aquello que no te gusta o crees que podría mejorar e impulsar así tu carrera profesional y tu talento.

 

Posts Relacionados

Dejar un comentario