El eNPS: de colaboradores a embajadores de tu marca empleadora.

Texto escrito por Claudia Barrios.

 

Los colaboradores son el corazón de cualquier organización, y su fidelización y compromiso son clave para el éxito de esta. Cada vez somos más conscientes de ello, y por este motivo han surgido herramientas como el eNPS o Employee Net Promoter Score del que hablaremos en este post.

El eNPS nos permite medir y hacer un seguimiento de la probabilidad de que un colaborador recomiende nuestra empresa como un buen lugar de trabajo. Convertir a los colaboradores en embajadores de nuestra marca será nuestra estrategia para ganar potenciales futuros talentos.

Pero, ¿Cómo podemos empezar a obtener nuestro eNPS?

Una de las muchas ventajas de esta herramienta es que es un indicador muy sencillo de utilizar, simplemente a partir de la pregunta: «¿Recomendarías tu empresa como lugar para trabajar?» en la que el colaborador podrá responderla en una escala de 0 a 10.

Las votaciones dividirán a los empleados en tres grupos:

1. Promotores (9-10 puntos): Son personas con un alto grado de satisfacción laboral. Como podemos imaginar, serán los que mayor probabilidad tengan de recomendar a la organización como un buen lugar para trabajar.

2. Detractores (0-6 puntos): Por el contrario, este grupo tiene una muy baja probabilidad de hablar positivamente sobre la organización y transmitir a más personas una buena imagen de la misma, ya que su compromiso y satisfacción no son los deseados.

3. Neutros (7-8 puntos): Suele componerse de aquellas personas cuyo grado de compromiso no llega a ser suficiente para recomendar a la organización como lugar de trabajo por si mismos.

La métrica final de nuestro eNPS podemos obtenerla fácilmente mediante un sencillo cálculo como el siguiente:

% promotores – % detractores

Es decir, debemos restarle a los promotores la cantidad de detractores a fin de obtener el NPS del empleado. Omitimos al grupo de los neutros porque el objetivo de esto es lograr la máxima satisfacción y compromiso posible de los colaboradores.

A partir de los resultados finales es muy recomendable que cada organización ponga en marcha diversos planes que consideren adecuados para trabajar esos ejes de mejora obtenidos de las valoraciones anónimas de los colaboradores.

Algunos beneficios de implementar el eNPS en nuestra organización:

– Detecta de forma temprana los problemas o carencias internas de la organización, ayudándonos así a trabajar con mayor efectividad.

– Gracias al anonimato de las votaciones los trabajadores se sienten más libres.

– Por el motivo anterior pueden surgirnuevas opiniones y puntos de vista que antes no se tendría, lo que ayuda a tener una mayor visión de la percepción que tienen de tu organización y de sus ejes de mejora.

– Favorece un mejor clima laboral en el que la confianza prima.

En Growara utilizamos el eNPS y digitalizamos el proceso de feedback con herramientas como Nailted, dándole una perspectiva dinámica y proponiendo un sistema que involucre a todas las personas, creando un espacio de libertad y mejora continua.

 

Posts Relacionados

Dejar un comentario